Se prende fuego la costanera de Quilmes

Literalmente, este último fin de semana el desorden público fue descomunal, de vuelta los bomberos tuvieron que prestar su servicio voluntario para apagar otro árbol incendiado, lo terrible e inaudito es que todo pasa a la vista de los encargados de mantener el orden público.
Lo inaudito está que la policía actual es la misma que estuvo en la gestión del cocinero Molina y en su gestión se supo frenar todos estos desmanes, se cortaron los robos, los arrebatos, los kioscos de drogas ilícitas, no se prendía fuego ni se acampaba, es decir que la policía sabe bien lo que deben de hacer, no necesita que venga un civil a que le diga, qué y cómo, todo está escrito y probado por toda la instituciones policiacas del mundo, por el cual es costumbre institucional intercambiar experiencias y nuevos conocimientos, por ejemplo un descubrimiento de Alphonse Bertillon sobre las huellas dactilares, que luego Juan Vucetich, nacionalizado Argentino mejora la técnica y la pone en práctica por primer vez en Argentina, esta técnica fue empleada por el mundo, es decir que la institución en forma constante traslada el conocimiento a sus filas y esta adquiere vivencias en las calles, por el cual no se debe subestimar a la policía, si del jaulón se están escapando los pájaros es porque alguien dejó la puerta abierta.    
Total
29
Shares
29 Share
0 Tweet
0 Share
0 Share
Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Related Posts
Total
29
Share